RD podría financiar su desarrollo con recursos mineros








Santo Domingo, RD: De acuerdo al Banco Mundial,  la República Dominicana (RD) ha experimentado un fuerte crecimiento económico en los últimos años, con un promedio del 5,1% anual entre 2008 y 2018, el segundo más alto de América Latinay el Caribe . El ritmo se aceleró a un promedio de 6.6 % por año entre 2014 y 2018  y un 7% en 2018, impulsado por la fuerte demanda interna. Fue la economía de  la región  de más rápido crecimiento en ese período de cinco años. Se ha forjado el privilegio de alcanzar el importante sitial de ser la octava economía más grande de Latinoamérica, solo por debajo de Brasil, México, Argentina, Colombia, Chile, Perú y Ecuador.
El país tiene el mayor yacimiento minero de las Antillas Mayores, por lo que constituye un atractivo para empresas nacionales y multinacionales, como la GoldQuest, dedicadas a la explotación de oro, plata, cobre, zinc, níquel,  bauxita y los no metálicos, que son usados en la industria de las construcción y  la joyería.
Bajo el subsuelo del territorio nacional   existen enormes recursos mineros en espera de ser explotados,  que se puede traducir en un aceleramiento y fortalecimiento de los programas sociales del gobierno del presidente Danilo Medina que han permitido una gran inversión social en  sus ciudadanos,   dando paso a una nueva generación de dominicanos con mejor calidad de vida  y educación técnico-profesional.
La visión y liderazgo del presidente Danilo Medina le permitieron entender la necesidad e importancia que poseen los recursos mineros   del país y su aprovechamiento para beneficio del desarrollo del Pueblo dominicano.
En tal sentido, ya el gobierno de Medina sometió un proyecto de leyque crea el Sistema Nacional de Gestión de la Renta Estatal Minera (Sinagerem), que busca convertir los ingresos  procedentes del sector extractivo en desarrollo y bienestar  para   las comunidades y el país.
Obviamente, esta reforma de leytransformará   todo el espectro minero dominicano. Uno de los aspectos fundamentales del espíritu de esta ley es el cuidado del medio ambiente. Se centra en la exigencia  del uso de tecnología de punta, como por ejemplo,  la extracción bajo el sistema de túneles propuesto por la GoldQuest,  que evita la tala de la flora y cuida la fauna, preservando el medioambiente prácticamente intacto.
La actitud del gobierno dominicano es propositiva y abre todos los canales posible para el incentivo de campañas  de concientización a la población  a través de los medios y redes sociales para lograr que grupos con agendas e intereses definidos manipulen la opinión pública con pretextos medioambientales infundados, pero que crean un efecto de miedo colectivo. Los recursos mineros han sido la base y el motor que han servido a todos los países avanzados para desarrollarse.
El  boomeconómico del país,  reconocido por los organismos internacionales, se ha fundamentado en  el comercio exterior, servicios, textiles, calzado, inversión privada,  minería, remesas  y  turismo. Estos dos últimos renglones guardan una relación muy estrecha con muchos factores de los mercados que los hacen muy susceptibles y vulnerables  a cambios radicales y repentinos  que pueden estremecer el sector hasta por una propaganda mediática internacional negativa, como ha sucedido en las últimas semanas, cuyas consecuencias aún están por verse.
A partir de la renegociación que hizo el gobierno del presidente Danilo Medina Sánchez con la Barrick Gold,  más los ingresos de la  Falconbridge dominicana y los demás yacimientos metálicos y no metálicos, el desarrollo del país se está encausando por senderos más seguros. Estos incrementos de recursos han permitido, por ejemplo,  garantizar el 4% asignado a educación  con un  impacto inmediato sobre sectores vulnerables de la población, como el de las tandas extendidas en las escuelas públicas.
El sector minero de la República Dominicana creció un 58,3 % anual entre 2010 y 2016 en términos de exportaciones nacionales, superando el crecimiento de las exportaciones agropecuarias e industriales, cuyo incremento fue del 4,8 % y 3 %, respectivamente.
Solo las exportaciones de minerales representan un 40,9 % de las exportaciones nacionales y el 18,1 % de las exportaciones totales del país, según datos facilitados por la Cámara Minera y Petrolera de República Dominicana (Camipe).
La minería  se ha convertido desde el  2010 a la fecha en uno de los mayores generadores de divisas a través de la exportación, ya que en este período  su aporte fue equivalente al 25 % de los productos dominicanos enviados al exterior. La inyección económica del sector en este período estuvo entre el 3 % y el 4 % del Producto Interno Bruto (PIB), según  datos del Banco Central.
En la provincia de San Juan de la Maguana, donde se encuentran los yacimientos  Romero y Romero Sur otorgados a la GoldQuest, empresa que hará un  aprovechamiento de  dichos recursos mineros bajo un novedoso sistema de túneles y creación de piscinas para reciclar el agua recogida de las lluvias que caen en las montañas, evitando el uso de los ríos, reduciendo así a la  mínima expresión las huellas de impactos medioambientales. Se espera que con la implementación de Romero y Romero Sur, el desarrollo socioeconómico de todos los municipios de esa provincia queda garantizado con los cuantiosos ingresos que obtendrán por cobros de impuestos e inversiones millonarias de la empresa en infraestructuras  y obras sociales.
“No puede pensarse que la mejor solución es dejar bajo la tierra las riquezas mineras, cuando se pudiera explotar y con esos recursos crear empleos, bienestar y reducir la pobreza”. Dijo sobre RD el expresidente  Chileno,  Sebastián Piñera en ocasión de una visita suya a República Dominicana.


No hay comentarios

Comenta tu opinión

Con la tecnología de Blogger.