Donovan Mitchell decidió machacar cuando ya estaba en el aire

Donovan Mitchell no esperaba machacar cuando fue a por un rebote de su propio lanzamiento en el último cuarto del Game 2 contra Houston Rockets. Sin embargo, hizo uno de los mejores mates de lo que llevamos de playoffs. 
“Para ser honesto, estaba intentando meter un tiro y después coger el rebote, pero de repente estaba ahí arriba y lo hice. Pensé, ¿por qué no hacerlo?”, afirmó Mitchell.
Este es el mate del que hablamos.
Mitchell, campeón del concurso de mates de este año, comentó que para él ha sido uno de los mejores que ha hecho esta temporada. Por el momento de partido, por los playoffs…”Ha sido el primero que hecho en un partido televisado a nivel nacional. He hecho varios como este, pero ha sido genial poder hacer algo así en este momento de la temporada”, afirmó.

El momento de partido

Esta gran jugada llegó en un momento crítico del encuentro. Situaba a los Jazz con seis puntos de ventaja con poco más de seis minutos por disputar del último cuarto, como parte de un parcial de 16-2 que hacía respirar a los de Quin Snyder después de que los Rockets hubieran remontado 19 tantos de diferencia. Un golpe sobre la mesa en el momento adecuado. Una nueva demostración de personalidad, poderío físico y talento.
Donovan Mitchell terminó con 17 puntos y 11 asistencias. Rompió el récord de John Stockton de más pases de canasta conseguidos en un partido de playoffs y tuvo que jugar de base por la baja de Ricky Rubio, con todo lo que eso conlleva. Además de todo lo que suele hacer, tuvo que estar pendiente de dirigir a los suyos y tomar buenas decisiones. Y el resultado fue fantástico.
Un rookie que tiene poco de rookie.
Con la tecnología de Blogger.